Buscar su destino... a los 75

El PAN se ha esforzado en los últimos meses en ser noticia por los escándalos y los excesos de varios de sus militantes más destacados. Los insultos al futbolista Ronaldinho por parte del ex secretario de Desarrollo Social en Querétaro, Carlos Treviño; los graves delitos del ex jefe de la oficina de la Sedesol federal, Luis Ignacio Muñoz, acusado de encabezar una red de lavado de dinero para el cártel de Sinaloa; la fiesta de un grupo de senadores con sexoservidoras o las acusaciones de cobros de moches en las partidas presupuestales son algunos ejemplos. A 75 años de su fundación su imagen pública está sufriendo un deterioro notable que estos casos ayudan a acentuar y que no permiten ver, siquiera, qué es lo que están haciendo, bien o mal, en el ámbito de la política. De cara a las elecciones del año próximo tiene la posibilidad de avanzar en varias posiciones importantes y de disputar por lo menos dos estados además de los que ya tiene. Pero, en cambio, lo que ha jalonado el devenir panista en los últimos meses han sido los escándalos privados o públicos, políticos y personales.

Biografía

Libros

JFM TV

 

Colaboradores de Imagen

TWITTER

TODO PERSONAL

Sígueme en:

  

RAZONES

Buscar su destino…a los 75

“El mundo atribuye sus infortunios a las conspiraciones y maquinaciones de grandes malvados. Entiendo que se subestima la estupidez”

Adolfo Bioy Casares, en sus 100 años

Los insultos al futbolista Ronaldinho del ex secretario de Desarrollo Social en Querétaro, Carlos Treviño, deberían tener un destino sencillo: el de los tribunales civiles. Los graves delitos del ex jefe de la oficina de la Sedesol federal, Luis Ignacio Muñoz, acusado de encabezar una red de lavado de dinero para el cártel de Sinaloa, también: la justicia penal, por lo menos en Estados Unidos y habrá que ver si esos graves delitos no deben ser juzgados, además, en México. Que un grupo de senadores se vayan de fiesta es un tema privado, aunque si sus acompañantes son sexoservidoras o si usaron para la fiesta recursos públicos, podrían estar cometiendo un delito, pero dejémoslo en el ámbito personal: lo que es irreparable para muchos es la imagen política.

Leer más...